Atención al paciente y citas:

+34 924 240 351

Badajoz I Mérida I Don Benito I Plasencia I Cáceres Portalegre I Évora

¿Conoces cuáles son los síntomas de la córnea guttata?

¿Sabías que la córnea guttata es una enfermedad relativamente común?, afecta a personas de todas las edades, aunque es más frecuente en personas de más de 40 años de edad.

Córnea guttata

¿Qué es la córnea guttata?

La córnea es la parte del ojo que se encuentra delante de la esclerótica y está formada por una capa de células transparentes.

La córnea guttata es una enfermedad de la córnea en la que se forman protuberancias llamadas “guttata”, su nombre tiene origen en el latín y significa “gota de agua”.

En esta enfermedad se destruyen las células del endotelio, y en su lugar aparecen esas pequeñas acumulaciones de líquido que con el tiempo provoca inflamación en la córnea haciendo que pierda su transparencia.

Esta afección se puede presentar en cualquier momento de la vida y se caracteriza por la aparición de esas protuberancias, que pueden ser de diferentes tamaños, y por la formación de líquido en la córnea.

Esta enfermedad se suele presentar de forma bilateral, es decir; en ambos ojos.

Síntomas de la córnea guttata

La córnea guttata se da en la superficie de la córnea, produciendo manchas blancas o amarillentas en la misma.

Estas manchas son consecuencia de la acumulación de líquido en las células de la córnea, afectando directamente a la visión.

En ocasiones hay personas que lo padecen, pero son asíntomáticas, y se suele detectar durante un examen oftalmológico rutinario.

En el caso de que la persona tenga algún síntoma, los principales son:

  • Visión borrosa.
  • Dificultad para adaptarse a la oscuridad.
  • Visión reducida.
  • Dolor.
  • Ver halos alrededor de las luces.
  • Visión doble.

Esta enfermedad ocular puede causar una pérdida de la visión, reducción de la visión, o pérdida de nitidez, especialmente acentuada a primeras horas de la mañana.

Córnea guttata síntomas

Causas de la córnea guttata

La causa de esta enfermedad no tiene un origen concreto, puede estar relacionada con traumatismos o enfermedades oculares como el herpes zoster.

➜ Herencia genética

La herencia genética es una de las causas más frecuentes de la aparición de la córnea guttata, se trata de una mutación genética que se transmite de padres a hijos.

Cuando la persona tiene antecedentes familiares con esta enfermedad, la tasa de probabilidades de que la padezca aumenta en un 50 %.

Por esta razón siempre es recomendable acudir periódicamente a un examen oftalmológico, para detectar posibles alteraciones oculares y tomar medidas para evitar que la córnea se deteriore.

¿Cómo se diagnostica la córnea guttata?

La córnea guttata se diagnostica a través de un examen ocular exhaustivo por un oftalmólogo especialista.

Este examen consiste en la observación de la córnea a través de una lámpara de hendidura para detectar la presencia de pequeñas protuberancias (guttas).

Además de realizar un examen intraocular completo, también es necesario revisar el historial médico del paciente para descartar cualquier otra enfermedad que pudiera estar causando estas protuberancias en la córnea.

Los cambios en el endotelio y el edema estromal corneal leve ayudan en el diagnóstico temprano de los casos de córnea guttata.

Aunque esta enfermedad se presenta de forma bilateral, es decir; en los dos ojos, es posible que en un ojo pueda ser más numerosa y grave que en el otro.

¿Cómo evoluciona la córnea guttata? Pronóstico

La evolución de la córnea guttata va a ser diferente según cada paciente.

Cuando es leve y se trata a tiempo, la evolución suele ser favorable.

Dependiendo de la gravedad e intensidad de esta enfermedad, puede empeorar gradualmente a lo largo del tiempo, y si no se trata de manera precoz, es probable que acabe produciéndose una pérdida notable de la visión.

➜ Posibles complicaciones de la córnea guttata

Además de la pérdida de visión, la córnea guttata puede provocar la aparición de otras enfermedades oculares de mayor gravedad como el glaucoma, o la distrofia de Fuchs.

Diagnóstico córnea guttata

Tratamientos para la córnea guttata

El tratamiento de esta enfermedad ocular va a variar en función de la causa y de la gravedad.

En los casos más leves esta enfermedad se puede tratar mediante pomadas tópicas, colirios, y lágrimas artificiales con corticosteroides, aunque en los casos más graves es necesario recurrir a la cirugía o al trasplante de córnea.

➜ Trasplante de córnea

El trasplante de córnea es un procedimiento quirúrgico en el que se sustituye la córnea dañada por una córnea sana de un donante.

La córnea sana debe ser compatible con el receptor, el objetivo de este procedimiento es recuperar la visión al paciente.

Esta intervención se realiza mediante una incisión en el borde de la córnea, a través de la cual se extrae la córnea dañada y se sustituye por la córnea sana del donante.

La duración de este procedimiento es de aproximadamente dos horas.

Complicaciones de la córnea guttata tras la intervención

Las complicaciones tras la intervención suelen ser escasas, aunque es normal sentir leves molestias tras la operación.

Córnea guttata tratamientos

Cuidados postoperatorios

Tras el trasplante de córnea, el paciente deberá acudir de manera periódica a revisión, además de seguir ciertas pautas para evitar complicaciones, por ejemplo:

  • No tocar ni frotar los ojos.
  • Evitar el uso de lentes de contacto.
  • Evitar la exposición al sol, y al salir a la calle usar gafas de sol.
  • No realizar actividades físicas.
  • No fumar.

Cornea guttata y operación de cataratas

Las personas que padecen esta enfermedad ocular tienen un mayor riesgo de desarrollar cataratas. Esto se debe a que esta enfermedad provoca una pérdida de transparencia en la córnea, causando pérdida en la visión.

¿La guttata corneal es lo mismo que la distrofia de Fuchs?

No, aunque están estrechamente relacionadas.

La córnea guttata es el “comienzo” de la distrofia de fuchs, una enfermedad corneal que presenta varias fases.

En términos generales se puede decir que la guttata corneal es una enfermedad inflamatoria de la córnea, y la distrofia de Fuchs una enfermedad degenerativa de la córnea.

Cornea guttata y lentes de contacto, ¿Pueden afectar?

Sí, el uso de lentes de contacto puede afectar a la córnea guttata.

En algunos casos, el uso de algunas lentes de contacto pueden irritar la superficie de la córnea y causar la aparición de ciertas protuberancias. Por este motivo, es importante que las personas con córnea guttata consulten a un oftalmólogo antes de comenzar a usar lentes de contacto.

Córnea guttata tratamiento

¿Qué diferencias hay entre la córnea guttata y el queratocono?

La córnea guttata es una enfermedad de la córnea en la que se produce una protuberancia en la misma. El queratocono es una enfermedad en la que se produce una deformación en la córnea.

Si tienes algún síntoma, duda o consulta no dudes en contactar con nosotros.

Comparte este artículo:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email